una carta manuscrita en año nuevo

.
Pocas veces el año nuevo nos sorprende con algo tan inesperado como una carta manuscrita. En sus palabras, "os ofrezco el mejor tesoro que poseo: amaros sin conoceros".
.
Querido Vidal, nos llena de emoción compartir lo esencial de la vida con alguien que la ama tanto como tu y ha aprendido el valor de la gratuidad. Me permito teclear tu letra manuscrita como una forma de meditar mientras leo. Un año lleno de gracia para tu familia.

En primer lugar, agradeceros el bondadoso gesto de compartir y dar luz a vuestra hermosa e íntima familia. Gracias por compartir vuestras luchas y alegrías y sobre todo, felicitaros por vuestra capacidad amorosa, que como aura os ilumina.
Es un gozo poder contemplar rostros "angelicales" aquí en la Tierra.
Bueno me presentaré:
Me llamo -Vidal- y comparto tres hermosos alumbramientos con Toñi (esposa), dos varones, 25 y 15, y Esther de 21 años, que junto a sus hermanos Ismael y Jaime son las estrellas de nuestro pequeño Universo.
Vivimos en una "finquita", en la Sierra de Gredos (Cáceres).
Y es difícil explicar lo que con una mirada os diría.
No escribo todo lo que quisiera, pues me entrego mucho a las plantas y árboles, jardines y huertos que me abrazan con su presencia y fragancia. Y junto al mantenimiento de "todo" lo que concierne a nuestra forma de vida.
Practicamos la agricultura natural, permacultura, etc.
Es todo muy laborioso, lo que me obliga a cultivar la paciencia, amor y constancia y compartir sus hermosos frutos es un verdadero placer.
El estar abierto para dar me permite estarlo también para recibir, siendo a la vez testigo de cómo se manifiesta a mi alrededor la experiencia "VITAL" del "SER" que con amor en mí se magnifica.
Quiero como pequeño presente haceros llegar algunos de mis escritos que con lágrimas recibo y con transparencia transcribo...
Es para mi un honor, que me permitáis acercarme a vuestro fuego. "Hay tantos fuegos bobos". Yo no me acerco para calentarme sino para compartir lo que a mi no me pertenece, más que el gozo de sentirlo al ofrecerlo.
Bendigo el bien que os rodea y deseo que se multiplique. Ese fuego de amar y que a otros muchos ilumine.
Desde la sencillez de no tener títulos y la humildad de querer aprender siempre. Os ofrezco el mejor tesoro que poseo: Amaros sin conoceros.
Porque compartir Amor es compartir vida...
Fraternalmente, Vidal
Feliz 2009

1 comentario:

ANGEL ANTONIO dijo...

En relacion a vuestra historia a http://salomearnaiz.wordpress.com/2008/12/28/incoherencias-de-nuestra-sociedad/#comment-36lo mejor os gustaria ver este blog que os mando de una amiga mia